LA GUERRA DE VENEZUELA




  • Pues si que asistimos a grandes cambios a nivel mundial. Las decisiones políticas y miliares se han elevado precisamente a la estratósfera. Apenas el 2 de febrero el general Joseph Dunford, presidente del Estado Mayor presidencial, advirtió de un cambio en política militar dado que han perdido la posibilidad de ser el primero en atacar y retirarse sin represalias (pre-emptive strike). Para supuestamente restaurar la ventaja señaló con desprecio que es "poco probable que las armas cibernéticas reemplacen la llamada tríada nuclear, que incluye misiles balísticos intercontinentales, submarinos con armas nucleares y aviones estratégicos con bombas nucleares y misiles". 

    Para retener el Primer Golpe, la Agencia de Proyectos de Investigación Avanzada de la Defensa de EEUU, hace un mes anunció la intención de lanzar en órbita un sistema térmico nuclear capaz de lanza misiles totalmente imparables como cometas. pero hasta 2022. Esto es, EEUU aún no tiene armas en el espacio, China y Rusia tampoco pero ya han derribado satélites en el espacio y Rusia subrepticimente ha logrado desarrollar en tierra misiles con motor y cabeza nuclear capaces de salir a la estratósfera y regresar imparables como cometas además de poder dar cuatro o cinco vueltas al planeta a la máxima velocidad. Además Rusia ha desarrollado submarinos con combustible y misiles nucleares sigilosos cargados de todo tipo de armas, sin personal humano, totalmente automatizados y telematizados.  

    El dominio de Rusia y China de la guerra espacial y al parecer todo tipo de guerra convencional ya es indiscutible. EEUU ni siquiera puede competir solo con Rusia quien le reta abiertamente. Lo peor es que la base de la política imperialista norteamericana sustentada en la economía de guerra que gobierna hoy con más fuerza, nunca se había invertido tanto en armas cuando paradójicamente nunca habían sido tan ineficientes y perdido tantos mercados. Los primeros golpes los asestó Hungría con la serie de metrallas AK, luego vinieron los israelíes con sus armas tácticas y espionaje, luego los aviones, misiles, submarinos y tanques rusos que sobrepasan a los norteamericanos en toda la línea hasta arribar el sistema integrado S300 que es infranqueable. Todo esto con un presupuesto 10 veces menor. 

    El S400 se considera inexpugnable y un seguro de vida para cualquier pais mediano que desee contener o desafiar a EEUU. Es el mismo sistema S400 que EEUU no ha podido romper en Siria porque puede detener 80 misiles y ofrecer represalias. Es decir, el pre-emptive strike ha pasado a manos de Rusia, más específico a su S400 o en su versión actual S500. Muchos países están enlistados o han comprado S400 para protegerse del ataque "preventivo" de EEUU, como Venezuela que desde Hugo Chávez adquirió millones de metralladoras AK suficientes para dotar a la población y sistemas de defensa como el S300. Todo este tiempo que ha tardado EEUU en atacar le han dado posibilidad a Rusia de actualizar en Venezuela el S300 al S400 que ya es inexpugnable. 

    Entonces, ¿porqué la prisa de Trump de atacar ya a Venezuela si tiene todas las de perder? Todo está en su contra, para el 2022 tal vez logre recuperar el pre emptive strike pero ahorita que está en puerta su reelección no sucederá nada de eso. Hugo Chávez les dejó el campo minado en Venezuela, fue quien el sistema S300 y las ametralladoras para el pueblo, pues como en Iraq se habrá sofisticado mucho la guerra pero aun no se gana una guerra hasta que no se desarme al enemigo casa por casa y eso aún no ha sucedido.

    Otro bluff electorero de Donald Trump es la migración centroamericana. El boom migratorio 2018 fue auspiciado por su enemigo George Soros quien hizo lo mismo contra Europa, pero paradójicamente Trump se da cuenta que le benefició electoralmente entonces ahora que hay elecciones se dedica a asustar con el olor del mismo petate, Es obvio ya que la invasión a Venezuela fue sacada de la manga, no existe ninguna posibilidad de éxito, incluso Trump ya aceptó su derrota y ahora si propone un G3 que está en veremos. Por otro lado, la migración mexicana ha disminuido mucho desde Obama y la centroamericana en realidad es la misma de siempre. Se trata de un guión hollywoodezco, un fake strike, un bad bluff, lo único claro es que si su reelección depende de invadir Venezuela o asuzar migraciones está perdida. Bueno, espero eso sea y el mundo siga su curso.

    Raul Corral Quintero 
    Iztapalapa, 27 marzo 2019
    Filósofo

  • Opiniones sobre esta nota